Las Sombras: «El aislamiento nos acercó como grupo y nos hizo más fuertes»

La propuesta de Las Sombras no es un lugar común, cruza etapas de la historia musical pero también se aggiorna a los nuevos tiempos para poder captar público tan diverso como inquieto. En este período han mostrado una versión de «Nada más» junto a Las Perlas. De eso y de muchos temas más nos tocó charlar con Manuel Fernández.

¿De qué manera nace la relación entre «Las Sombras» y «Las Perlas»?

Una noche fui a un ciclo de poesía que hacía mi amigo Bruno Pizzorno, se llamaba Trasnocharte y en el medio de todo empezaron a tocar Las Perlas. Recuerdo que se me cayó un lagrima escuchandolas, desde ese momento no dude en escribirles para compartir escenario. Pasaron los años y planteamos la posibilidad de hacer una reversión de Nada Más en clave bolero, y que mejor que escribirles a ellas para que lo interpretaran.

La idea les gustó mucho, nos juntamos a ensayarlo un par de veces y la verdad que salió muy bien, ellas armaron todos los arreglos y nosotros solo le pusimos las voces. Fue una experiencia hermosa.    

En cuatro años pasaron muchas cosas para el proyecto. ¿Qué se imaginaban cuando comenzaron?. ¿Cuáles son las anécdotas que más los marcaron?

Si, en realidad pasaron 6 años, porque más allá de que nuestro primer disco se editara en 2016 ya veníamos viéndonos hace tiempo y pensando cosas para hacer. Una de las cosas que más me flasheó a mí fue ir a tocar a Salta y que la gente cante y baile las canciones, esa sensación de que la distancia no importa y que nos une la música me sorprendió y me volvió loco. Tocar en el CCK fue un flash también, lograr pisar ese escenario y que sea televisado para nosotros fue un logro muy importante. Mucha gente nos escribió por eso diciéndonos que no conocían la banda, que nos escucharon en la tele y que desde ahora nos habíamos ganado nuevos fans. Las anécdotas son miles. 

¿De qué manera encaró «Las Sombras» este período de aislamiento? ¿Los encontró inspirados o trabados?

La encaramos de la mejor manera, no dejamos que nos afecte y encontramos en el seguir haciendo una meta que generó salud mental y física en nosotros. Nos encontró inspiradísimos, teníamos un montón de canciones que queríamos empezar a maquetear y nos acercó como grupo, nos hizo más fuertes y nos centró en lo que realmente nos importa que es más allá de hacer música, mantener un grupo de trabajo generado por amigos de toda la vida.  

El sonido que tiene la banda cruza décadas, etapas y generaciones. ¿Lo sienten a la hora del feedback del público o entienden que siguen haciendo canciones para gente joven y de mediana edad?

Se siente todo el tiempo, la gente te lo hace saber siempre: «che me suena como la música de antes», es un comentario bastante general que recibimos. Nosotros no lo hacemos de manera consciente a esto, solo que nos gusta mucho la música setentosa, y eso queda reflejado en lo que hacemos pero no somos una banda que se cierra a nuevos sonidos y nuevos públicos. Por suerte nuestro público es atravesado por un espectro amplio de edades. Muchas veces padres e hijos han ido a los recitales a compartir la música.     

¿Cual es la posición de la banda con respecto a los conciertos en streaming?

Hoy en día estamos pensando en cómo llevar a cabo uno de la manera más original posible. Están geniales, pero creo que la manera en que lo lleva a cabo uno es lo que cuenta. Ponerle ese diferencial que genere en el espectador algo distinto a ver solo un show común y corriente por una pantalla. 

Por último les consultamos: ¿qué suena en la playlist de Las Sombras?

Boleros y tangos de los años pasados. Super recomendada.

Federico Bravo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *